Hacia un nuevo terroir: incursión a la Patagonia en busca de un Pinot Noir

Viña Cobos, que se caracterizó desde su origen por la exploración del terroir y la creación de vinos que lo reflejan, comenzando por Luján de Cuyo y extendiéndose hasta el Valle de Uco, hoy suma la Patagonia, con el lanzamiento de Bramare Pinot Noir Patagonia.

Con el Pinot Noir como cepa objetivo, el equipo técnico decidió explorar la Patagonia, región emblemática en la que el clima, el suelo y la cercanía al río son condiciones óptimas para resaltar las cualidades de este varietal.
En 2018, en el valle medio de Río Negro, a 150 km. al sur de Choele- Choel, encontraron el viñedo que es hoy el origen de su “Pinot Noir de Patagonia”
El viñedo, del que sólo se trabaja una hectárea con 10 años de antigüedad, se encuentra rodeado por una cortina de árboles que lo protege de los fuertes vientos y conserva la humedad, por el perímetro fluyen canales que, junto a la cercanía a uno de los brazos del Río Negro, crean un microclima particular. Durante todo el ciclo, el equipo agronómico establece y da seguimiento a las tareas correspondientes para asegurar que la interacción con el viñedo esté basada en la sustentabilidad y el cuidado minucioso de los detalles.

“Hemos encontrado condiciones micro climáticas y de suelo donde esta variedad se siente cómoda y un productor predispuesto a seguir nuestras recomendaciones de manejo”, afirmó Facundo Impagliazzo, gerente de Viñedos.
Acerca del vino, Andrés Vignoni, gerente de Enología, explicó que “año a año hemos ido puliendo la técnica enológica que consiste en menor intervención, mayor interacción durante la fermentación para realizar lo estrictamente necesario y más racimo entero”.
Con un color ligero, notas de rosa mosqueta, frutos de bosque y especias dulces que provienen de la selección de barricas utilizadas, en este vino se destaca su perfil fresco y floral; y en boca es armónico, de textura aterciopelada y mineral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

shares